English Site
back
5 / 06

#417 ¡Que Alguien Me Detenga!

March 13, 2015
P

¡Hola Dr. Craig!

Me considero ser un cristiano laico, ya que no tengo ningún entrenamiento formal en filosofía (estoy estudiando informática). Sin embargo, he estado leyendo el contenido que se encuentra en su página Web por alrededor ya de tres meses y he leído el libro Reasonable Faith [Fe Razonable], On Guard [En Guardia], Contending With Christianity’s Critics [Luchando con los Críticos del Cristianismo], Is God a Moral Monster? [¿Es Dios un Monstruo Moral] y actualmente estoy leyendo Philosophical Foundations for a Christian Worldview [Fundamentos Filosóficos para una Cosmovisión Cristiana].

He leído cuidadosamente los foros y hay tantas discusiones filosóficas profundas ahí sobre todos los argumentos suyos (y se me toma un buen tiempo procesar todo lo que se encuentra allí), sobre una amplitud de temas que se le hace fácil a uno sentirse abrumado (las teorías A y B del tiempo, metafísicas complicadas y una variedad de otros temas). Me gustaría irme lo más profundo que yo pueda en esos argumentos y estar armado con mucho más que el contenido básico que se encuentra en los libros On Guard y Reasonable Faith, pero tampoco me siento llamado a un ministerio de apologética a tiempo completo (como usted o Moreland).

Entonces aquí están mis preguntas, las cuales siento que todos los cristianos laicos que estén interesados en la apologética se deben hacer:

1. Como un cristiano laico, ¿qué tan profundo debería yo entrar en la literatura apologética? Es decir, ¿me debo detener con los materiales de Reasonable Faith?, ¿o tarde o temprano me debería graduar para leer el libro Blackwell Companion to Natural Theology [Compendio Blackwell para la Teologia Natural]?

2. ¿Debería yo interactuar de una manera directa con la literatura atea para familiarizarme con los argumentos contrarios? ¿Debería yo leer por completo las obras de Sam Harris, Richard Dawkins y Daniel Dennett de la misma manera que leo las obras suyas?

3) ¿Hay algo más que usted sugiera que yo (un estudiante universitario) haga en relación al aprendizaje de la apologética?

Muchas gracias, Dr. Craig, por su incansable trabajo y sincera dedicación para el Reino. Usted es una inspiración y un modelo a seguir para mí.

Christian

United States

Respuesta de Dr. Craig


R

¡Hola Christian! ¡Estoy muy impresionado por todo lo que has leído! ¿Qué constituye lo suficiente? Específicamente,

1) Como un cristiano laico, ¿qué tan profundo debería yo entrar en la literatura apologética? Diría que ya tú has leído lo suficiente para estar bien equipado para enfrentar los desafíos que confrontan el laico promedio. Pero, te voy a dar una palabra de precaución: no basta con haber leído todo ese material. Es necesario que tenga un dominio de él para que puedas compartirlo de memoria de una manera exacta y espontánea. Si yo te lo pidiera: ¿puedes compartir los argumentos que leíste en el libro On Guard y responder a las objeciones que comúnmente se presentan para ellos? ¿O simplemente sabes de que hay un capítulo en ese libro sobre, por ejemplo, el argumento cosmológico de Leibniz—cuyas premisas yo no puedo recordar—que tiene que ver con un ser necesario […]?

Honestamente, creo que si has dominado los argumentos que se encuentran en On Guard, habiendo memorizado sus premisas y sabiéndote el bosquejo del caso y también las objeciones y las respuestas, entonces no tienes necesidad de nada más sino de hablar efectivamente con más del 95% de las personas que conoces. Un par de años atrás, hablé sobre el argumento del ajuste fino en la Universidad de British Columbia, una de las principales universidades de Canadá y un baluarte del secularismo. Utilicé el capítulo relevante del libro On Guard para mi charla y luego tomé preguntas de una gran audiencia de estudiantes. Las objeciones fueron exactamente las mismas que se predicen en el capítulo. Cuando llegamos al final, el pensamiento me golpeó fuertemente: ¡una persona laica que haya leído ese capítulo y que haya dominado el material que se encuentra en él pudo haber hecho exactamente lo que yo hice! No tienes que ser un filósofo con un Ph.D. para dar un buen argumento y para responder a las objeciones que las personas presentan para él. Sólo haz tuyo el material en On Guard y estarás equipado para la mayoría de los desafíos.

Ahora bien, como un discípulo de Cristo, tú obviamente nunca dejas de aprender. Pero hay muchas otras áreas que aprender además de la apologética. ¿Qué hay de la historia eclesiástica? ¿Del griego del Nuevo Testamento? Te insto fuertemente a cursar nuestra serie de Defenders [Defensores] sobre la doctrina cristiana.

2) ¿Debería yo interactuar de una manera directa con la literatura atea para familiarizarme con los argumentos contrarios? No veo la razón por qué. Deberías dejar esa tarea a las personas que están preparadas profesionalmente en las relevantes áreas, a menos que te encuentres en esa situación compleja. Cuando leí El Espejismo de Dios de Dawkins, se me ocurrió que el libro tiene un espectro tan amplio que el típico laico simplemente se sentiría abrumado, ya que poder responder a su amplitudes requeriría estar entrenado en filosofía, biología, física, estudios en el Antiguo y Nuevo Testamento, sociología, etc. Su fauz pas (paso en falso) filosófico en su capítulo sobre los argumentos para la existencia de Dios eran obvios para un filósofo profesional, pero sus objeciones parecerían formidables para una persona que no haya sido entrenada en ese campo.

3) ¿Hay algo más que usted sugiera que yo (un estudiante universitario) haga en relación al aprendizaje de la apologética? Tomar un curso en lógica, sin lugar a dudas, sería beneficioso. También podrías estar al pendiente de las conferencias de apologéticas en tu área. Asistir a una de esas conferencias, juntamente con cientos de otras personas, puede ser muy emocionante y maravilloso para hacer contacto con otros. Únete a una de las sucursales (chapter) del ministerio Reasonable Faith o a otro grupo de apologética, si es que hay uno en tu área. Por último, mantente activo en compartir tu fe con los no creyentes y luego analiza las conversaciones después que termines. ¡No hay nada mejor que pueda pulir tus habilidades que ese tipo de interacción!

- William Lane Craig